María Elena Morera: “para ellos es un acuerdo de foto”

México, 26 May. (Notimex).- Ha transcurrido más de una década en que María Elena Morera decidió tomar el camino del activismo social, a la distancia, le sigue impactando la desconfianza que priva entre la sociedad mexicana “

“Desconfiamos de todos: del vecino,  del jefe, del compañero, de la autoridad, cada uno jala para un lado distinto”.

 México no puede seguir caminando con las autoridades por un lado y los ciudadanos por otro, por eso no terminamos de transitar a una democracia participativa”, observó la presidenta de Causa en Común.

Después de que su familia enfrentó cuatro secuestros, el último el de su esposo, Pedro Galindo, María Elena tomó la decisión de impulsar movimientos sociales para fortalecer la participación ciudadana en las decisiones y políticas de gobierno.

Cuando su esposo volvió a casa, luego del cautiverio, “yo me quería ir del país; pero mi familia a pesar de lo que habíamos vivido no quiso. Entonces me di cuenta que había mucho por hacer”.   

Ante la resistencia de su familia por huir del país, María Elena capitalizó su experiencia en México, “la gente me empezó a hablar para preguntarme cómo habíamos superado el secuestro de Pedro, entonces nos fuimos involucrando con la gente”.

A través de esta labor fue como llegó a la presidencia de México Unido Contra la Delincuencia, lugar donde permaneció cinco años y después fundó su propia asociación civil.  

Para el 2010, año en que nació Causa en Común, María Elena ya conocía “el funcionamiento de las instituciones, los intereses que hay de por medio, y el manejo de la  corrupción”.

“Después de este tiempo también he comprendido cómo funcionamos como sociedad, me impresiona encontrar que hay instituciones, asociaciones o autoridades que buscan de quien aprovecharse porque en algún momento se aprovecharon de ellos”.

 -¿En este camino no estuviste tentada por las seducciones del poder?

 -Más bien he aprendido a manejar la frustración, me siento harta, decepcionada de las misma autoridades porque cuando llegas a un acuerdo con ellos piensas que sí los van  a cumplir,  pero no, para ellos es un evento de foto. Después se les olvida lo que firmaron.  

 “Por ejemplo: en el Acuerdo por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad había 16 puntos que firmaron asociaciones que no se cumplieron; entonces uno se da cuenta de que el problema es estructural porque simplemente no se cumple lo que se dice”.

Recuerdo que hace tiempo un amigo me dijo: “las autoridades tienen muchas formas de coptarte, la más burda es ofrecerte dinero, pero a ti no creo que te lo vayan a ofrecer. También te pueden corromper con halagos o con los reflectores mediáticos. A esto le contesté “qué locura”. Después me di cuenta que era verdad.

Después de la marcha por la paz del 2004, trataron de amenazarme desde la Secretaría de Seguridad Pública cuando exigí que se cumplieran los compromisos asumidos por el presidente de la República.  

Ese año, relató,  el presidente Vicente Fox se comprometió a crear un instituto ciudadano para la prevención del delito. Cuando fuimos con el entonces secretario de Seguridad Pública, Ramón Martín Huerta nos dijo que “no porque no todo lo que decía el presidente se podía hacer; pero que en cambio se podía conformar un consejo ciudadano”.

El día que fuimos a firma la creación de tal consejo, él se puso como presidente, me rehusé a firmar, después intentó “amenazarme,  bueno yo digo que intentó persuadirme para que  desistiera de mi trabajo”. Pero aquí sigo.

 NTX/MM

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s